Liga Cordobesa: la Gloria metió el primero

Magallanes, integrante del quinteto inicial de Instituto. La Gloria le ganó a Hindu y se adelantó en la serie de semifinales. (Foto: Gentileza La Voz del Interior)

De local, Instituto le ganó  sin sobresaltos a Hindú por 106–96 y se quedó con el primer punto de una de las semifinales de la Liga Cordobesa. En la otra llave, Estudiantes, el máximo favorito, también sacó ventaja, al derrotar a San Isidro de San Francisco.

En el cruce de equipos de la capital cordobesa, ambos habían terminado la fase regular con el mismo record (16-6), detrás de Estudiantes. Aunque a la hora de definir las localías, la Gloria se llevaba la ventaja por el partido que el pasado 21 de marzo le había ganado al “H” 75–60 (89 – 87 para Hindú en la primera rueda).

El Ángel Sandrín fue el escenario del primer choque de esta semifinal íntegramente capitalina, pautada al mejor de cinco juegos. Por un lado, el equipo de Javier Anuch, un conjunto que a lo largo de la temporada mostró ser el mejor de todos en casa (récord de 11–2). Por el otro, los pupilos de Marcelo Arrigoni, que, con una efectividad del 75% jugando fuera de barrio General Paz (9-3), buscaban dar el primer golpe.

El arranque del juego mostró un partido parejo: la efectividad de Andrés y Javier Tuja (7/11 en tiros de campo, con un triple para cada uno a lo largo del primer cuarto) mantuvieron a Hindú arriba en el marcador (7–13), aunque luego apareció en su máxima expresión la figura del perímetro albirrojo. Lucas Saúl y Juan Seia (9 y 10 puntos respectivamente en ese primer parcial) se hicieron cargo no sólo del traslado de la bola, sino también de la definición de las jugadas. De esta forma, el periodo inicial concluyó igualado en 29, con una proyección (116) que  sin dudas era más dolorosa para el “H” (en promedio recibe tan sólo 76,4 y anota 81,6) que para los locales, acostumbrados a ganar en el aro del rival.

En el segundo parcial, ambos intentaron mantener el ritmo, aunque el apresuramiento sólo se traducía en desprolijidades que provocaban repetidas perdidas del balón o lanzamientos mal seleccionados: apenas combinaron un 3/8 (2/6 para Hindú) en cancha transcurridos los tres primeros minutos. Pero fue en ese momento cuando la figura de Juan Seia reapareció con dos bombas consecutivas de larga distancia, imponiendo una nueva tendencia en el marcador: el 37–33 para el albirrojo, promediando el segundo parcial, establecía una nueva brecha entre ambos equipos. Luego, una seguidilla de faltas por parte de los visitantes obligaba a Marcelo Arrigoni a rotar el equipo, perdiendo así peso específico en ofensiva, mientras que Instituto, con un 12/14 desde la línea, se mostraba muy concentrado en mantener las diferencias. El final de la primera mitad encontró a los locales arriba 52–48.

El tercer chico fue determinante. Un muy buen inicio para los comandados por Anuch (encestando los primeros cuatro lanzamientos, con parcial de 9–0 incluido) le daban a la Gloria la primer gran ventaja (61–48 jugados apenas dos minutos del tercer cuarto). A esta altura del partido, los roles de cada integrante del equipo local estaban definidos: Mauro Bulchi, Javier Skibski, Fernando Ghella e Ignacio Magallanes eran los encargados de defender, desgastar y cargar de faltas a los hombres grandes del equipo visitante, en tanto que Saúl, Seia y Matías Carrizo se encargarían de las conseguir los puntos.

Más tarde, una mini racha de José De La Fuente pudo acercar a Hindú (64–59, a poco más de cuatro minutos del final del periodo), pero otra vez, y desde el perímetro, Instituto se tornaba inalcanzable. Cuatro triples (Seia, Magallanes y Carrizo en dos oportunidades) alcanzaron para sentenciar el juego. El lanzamiento de Carrizo sobre la chicharra del final del parcial dibujaba un 84–65. Un resultado que perfectamente pudo haber cerrado el partido.

El final estuvo claramente demás. El encuentro ya estaba definido. A pesar de las arremetidas de Matías Astadra, que en algún momento (y aprovechando el descanso de las figuras albirrojas) logró reducir la diferencia, que llegó a ser de 20, a sólo 5 puntos a falta de 1m30s, la propia salida del base (autor de 16 puntos) dio por perdidas las ilusiones del más optimista hincha del “H”.

Así, los locales se impusieron 106–96 con el primer punto de una serie que tendrá continuidad el próximo domingo, cuando en el mismo estadio disputen el punto clave de la serie.

SÍNTESIS
Instituto (106):
Lucas Saúl 22, Matías Carrizo 12, Juan Seia 27, Ignacio Magallanes 5, Mauro Bulchi 9 (FI); Germán Colli 4, Juan Cavagliato 1,  Javier Skibski 20, Fernando Ghella 6, Donald Jones 0 y Leonardo Ruiz Díaz 0. DT: Javier Anuch12.

Hindú (96): Matías Astrada 16, Walter Brun 18, José De La Fuente 6, Andrés Tuja 12, Javier Tuja 20 (FI); Iván Kertenian 0, Sebastián Peterline 13, Alvaro Imáz 4, Manuel Cadenazzi 6 y Santiago Jamardo. DT: Marcelo Arrigoni.

Parciales: Instituto 29–Hindú 29; 52–48 (23–19); 84–65 (32–37); 106–96 (22–31).

Árbitros:
Oscar Martinetto, Maximiliano Moral y Daniel Saravalli.

AUDIO: Juan Seia

APUNTES

Movimiento en el marcador: Hubo 11 cambios en el movimiento del marcador, mientras que siete veces estuvieron empatados (la última fue 31–31 a 8m del final del segundo cuarto).

Supremacía momentánea: Instituto gozó de un parcial de 9 – 0 en el arranque del tercer cuarto (52–48 al 61–48). En tanto que Hindú obtuvo dos veces (ambas en el último cuarto) pequeños parciales de 6–0.

La máxima: 20 a  favor de la Gloria. 85–65 y 88–68. Ambos en el arranque del último periodo.

Los números de la figura: Juan Seia fue el goleador del partido con 27 puntos. 65% de efectividad en tiros de campo con un 6/8 en triples. Además, encestó 5/6 en libres en los 31 minutos que estuvo en cancha.

El trío: Juan Seia, Lucas Saúl y Javier Skibski anotaron 27, 22 y 20 puntos respectivamente. Tomaron 28 de los 44 tiros de campo del equipo. Además Saúl y Skibski estuvieron presentes con 4  o más puntos en cada uno de los cuartos.

Altísima efectividad: la Gloria registró un gran porcentaje desde la zona de tres. Fueron 12 lanzamientos certeros en 19 intentos (63%).

Cuestión de porcentajes: los de Alta Córdoba registraron un 59% en tiros de campo (26/44), mientras que la visita sólo un 39%.

Dato retro: en el último partido jugado entre ambos, los albirrojos tuvieron el mismo porcentaje de campo (30/51) y, curiosamente, Hindú estuvo muy cerca  35% (24/67). Aquella vez la victoria de Instituto fue por 75 – 60.

Muy por arriba: El conjunto de Javier Anuch superó el promedio de puntos a favor con el que llegaba a estas semifinales (87,1). Además superó marcó la máxima de puntos en toda la temporada. El mejor registro hasta aquí era el 102 – 71 con el que había eliminado a Pesca de Carlos Paz en cuartos de Final.

Muy por abajo: Hindú recibió 30 puntos más de lo que indica su promedio en la competencia (76,4). Además le anotaron la máxima de la temporada, superando los 100 puntos que había sufrido en la derrota ante Porteña Cultural y Deportivo el 11 de diciembre de 2009 (100 – 97).

LA OTRA SERIE
Estudiantes (Río Cuarto) 79 – San Isidro (San Francisco) 71

LO QUE SE VIENE (Domingo 21hs.)

Estudiantes (Río Cuarto) – San Isidro (San Francisco)
Instituto (Córdoba) – Hindú Club (Córdoba)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s